14.11.17

The Lightning-Struck Heart.

The lightning-struck heart.
T J Klune.
2015
Fantasía Romance Humor
Los Cuentos de Verania.
1) The lightning-struck heart 2) A destiny of dragons 3) The consumption of magic 4) A wish upon the stars.

Érase una vez, en un callejón de los barrios bajos de la ciudad de Lockes, un joven y un poco solitario chico llamado Sam Haversford que convirtió a un grupo de adolescentes narcisistas en piedra completamente por accidente.
Por supuesto, eso atrae la atención del poder más alto, y Sam saldrá del único mundo que conoce para convertirse en el aprendiz del Consejero del Rey, Morgan de las sombras.
Cuando Sam tiene catorce años, entra en los Bosques Oscuros y regresa con Gary, un unicornio gay sin cuerno, y un medio gigante llamado Tiggy, ganándose el apodo de Sam de lo Salvaje.
A los quince años, Sam aprende lo que realmente es el amor cuando un nuevo caballero llega al castillo. Sir Ryan Foxheart, el sueño más soñado que jamás se haya soñado.
Naturalmente, todo va al infierno al pasar los años cuando Ryan sale con el príncipe reprimido Justin, Sam no puede controlar su magia, un dragón sexualmente agresivo secuestra al príncipe, y el Rey los envía en una misión épica para salvar al novio de Ryan y Sam se enamora más de alguien que nunca podrá tener. O eso piensa él.
   ¡Hola, queridos... ¿unicornios sin cuerno?! Ni se hagan, que yo sé que lo de yogurines estuvo peor, así que disfruten mientras puedan de su unicornio sin cuerno, porque probablemente no se vuelva a repetir. Puede ser que luego el unicornio sin cuerno encuentre su cuerno, así ya no sería un unicornio sin cuerno. ¡Y bam! que en otras entregas ya no pueda llamarlos así. 
   En fin, no es que yo esté más loca de lo normal, es que el libro que les traigo hoy lo amerita realmente, así que le he puesto el off al filtro de palabras, podré decir cualquier cosa ridícula y no podrán juzgarme, a menos que quieran que un enorme dragón sexualmente agresivo caiga sobre ustedes y lo aplaste todo. Que lo dudo, porque yo no lo querría. Y suelo querer muchas cosas extrañas, como aquella vez que quise adoptar un petauro del azúcar (no, no lo hice, sería una mala madre y no se lo merece), así que ya saben. 
   Un poquito más serios, porque no queremos que esto sea como Alicia en el País de las Maravillas y nos perdamos todo el hate (digo, amor. En serio, es amor) que voy a hacer por aquí. Mi sueño era volver a leer a Klune, porque el hombre supo ganarme realmente con Wolfsong [Aquí], así que mi mente me llevó a pensar que era probable que sus otras historias tuvieran mucho de dónde agarrar, así que luego de investigar un poco y leer las sinopsis de sus obras, me decanté por ésta. ¿Por qué? Porque mi vida son las historias random y sin sentido (es lo que busco en wattpad cuando voy a leer mis fanfics) y el hombre no escribe mal, ya lo digo. Les cuento que me ha encantado, me he reído como yegua vieja y he quedado enamorada de los personajes, esperando para saber de ellos más adelante. Pero empecemos esto antes de que esta introducción no termine. 
   •¿De qué nos habla la historia?
   En este libro, conocemos a Sam Haversford, conocido en Lockes como Sam de lo Salvaje, mago en practicas y a quien le tienen mucho miedo por su gran potencial. O más que miedo, yo diría que su lengua es mágica, porque empieza a hablar y sus enemigos caen enamorados. Así, tan ridículo como suena. 
   Sam, instruido por Morgan de las Sombras, mago y consejero del rey, debe cumplir ciertas pruebas para aprender a manejar su poder, y claro, evitar que sea asesinado antes de tiempo, porque cual damisela en apuros, aunque sea hombre, no pierde oportunidad para caer en cualquier trampa de criaturas que quieran acabar con su vida, porque rencillas es lo único que tiene, por no poder callarse y porque tiene dos compañeros de aventuras, Gary y Tiggy, que son un amor, pero que no pierden tampoco oportunidad para meterse en problemas. 
No, en la historia no hay espejo involucrado.
Pero a mí me gustó la imagen. Se joden :D 
   Pero es que la mala suerte de Sam no es solamente con los enemigos de Lockes, sino también en su propio hogar: el castillo, pues resulta que está perdidamente enamorado del que es nada más y nada menos que el prometido del príncipe, o sea, su futuro rey y a quien tendrá que servirle como mago y consejero. Y como es un chiquillo tan malditamente puro y bueno, desde el principio solo piensa en mirar desde la distancia, esperando que su enamoramiento por el chico, Ryan Foxheart, se esfumé, aunque ya lleva casi cinco años con éste. Claro está, que eso no es lo más desafortunado, porque no puedes tener una vida tranquila si eres un mago y mucho menos si eres Sam de lo Salvaje, así que, mientras el príncipe, Justin, le hace una advertencia, porque ha visto que mira demasiado a su prometido y sabe sus intenciones, un jodido dragón aparece y lo deja inconsciente, llevándose al príncipe con él.
   De modo que, se embarca en una aventura junto a sus amigos, para recuperar al príncipe. Pero, en calidad de caballero, que rescata a la princesa, como en los cuentos de hadas, también va Ryan. 
   ¿Será capaz de deshacerse de sus sentimientos en ese viaje o todo se hará más real? 
   Descubrelo en el próximo episodio. Que digo, leyendo el libro. Sí, eso. 
    •Personajes.
   ➤Sam Haversford. Mi adorada cosita preciosa, Sam de lo Salvaje. Es un personaje que me encantó por completo. 
   A ver, es que no sé ni por dónde comenzar a hablar de él. Es un chico tan malditamente tierno, que me dolía. Me dolían las carcajadas que terminaba pegando gracias a su "inocencia", bueno, la inocencia dependiendo del tema que se hable, porque en sexo parece estar muy enterado, aunque lleva toda la vida guardándose para Ryan, con quien nunca en la vida a hablado. Pero en otros aspectos es una ternurita que dan ganas de ir corriendo a abrazar. Debería prohibirse ser tan bonito en la vida. También resulta ser un poco tonto, algunas veces, de esto nos vamos a dar cuenta a lo largo de todo el libro, hay temas que sencillamente se le escapan y dan ganas de gritarle para que vea lo tonto que está siendo. Así que sí, como ven, me ha conquistado. 
   A su personalidad, la han dotado, tanto de cualidades como de fallos, por lo tanto y a pesar de que la historia está hecha para llevar estas cosas al extremo, se siente como un personaje muy real. Su forma de ser está lo suficientemente bien definida, como para no parecer que se mueve por obra del aire, todas sus acciones tiene una razón y la llegamos a comprender, sí, aunque sea bastante ridícula. 
   En cuanto a su apariencia física, pues nunca han dicho que Sam fuera el chico más hermoso del mundo, pero tampoco pareciera que hubiera alguien que no lo quiere a su lado y no sé si es precisamente por su personalidad, que parece ir cautivando al mundo entero, como he dicho, los malos parecen querer matarlo, hasta que se pone a hablar, luego de eso, quieren acostarse con él... y después matarlo. No siento que sea por sus características físicas, sino porque se queda más callado con un beso, seguro, jaja.

‒Bueno, estamos atados, -dijo Gary ‒. Y no de manera divertida.
‒No quiero saber cuándo has sido atado de la manera divertida.
Él puso los ojos en blanco. ‒Sam, eres tan mojigato

   ➤Ryan Foxheart. También conocido como el caballero-cara-deliciosa, porque al parecer está más bueno que una tarde leyendo sin mayor preocupación, es el caballero (cuéntame más) comandante del castillo y reciente prometido del príncipe Justin, aunque no se ve muy feliz con él.
   Yo creo que a estas alturas, ustedes ya deben saber por qué Ryan no es feliz con el príncipe, digo, ese no es el gran misterio, porque en serio, el único que no se da cuenta de ello, es Sam y mira que le mandan indirectas que no se puede con ellas, incluso los enemigos se desesperan, porque a penas los ven interactuando ya saben que se gustan, solo ellos mismos no se dan cuenta, el misterio es ¿¡por qué rayos Ryan no termina su jodido compromiso con Justin!?
   A ver, la personalidad de Ryan, yo creo que es un poco tonto, pero también tiene momentos en que es bastante serio, generalmente sus momentos ridículos se desarrollan cuando está solo con Sam y es que, puede perder su papel de alto comandante que necesita posar para la batalla y porque cualquiera pierde su cordura mientras está con Sam, es que el niñito es una cosita loca y linda.
   En cuanto a la apariencia, casi se dice que es el personaje más bello de todo el libro, pero por suerte, el mundo entero no parece estar deseando meterse en sus pantalones, porque eso sería demasiado para mi salud mental y lo arrojaría. Y la mayor parte de su fandom, porque aquí hay fangirls (y fanboys), tan solo está allí para shippear, lo que me recuerda mucho a mí y me encanta,
   ➤Otros. Hay muchos personajes, se podría decir que todos me encantaron casi en igual medida, porque todos son jodidamente especiales y random; de los que más quiero destacar, está Gary, un unicornio sin cuerno, que por cierto es gay y que tiene un serio problema hablando de sexo, casi todos sus comentarios son sobre eso y odia que le digan caballo y que lo monten, porque es racista. También está Tiggy, un medio gigante, que ama a Sam y a Gary como todo en su vida y que está dispuesto a hacer cualquier cosa para salvarlos, incluso aplastar magos, en serio, es muy tierno y me dan ganas de abrazarlo todo el día, luego me doy cuenta de que no existe. Está Morgan, el maestro de Sam, que se supone que es un mago serio y súper duro, pero que ama a Sam con todo su corazón, incluso llegando a perder la pose que lo caracteriza para reconfortarlo. Y sus padres, amigos, los padres de Sam son absolutamente bellos. Aquí podría seguir una eternidad, así que dejemos ahí y continuemos.
Este es mi Ryan, con su carita hermosa. Sí, KakaoTalk
Y si tienen, les dejo mi ID para que me hablen: LexieAguirre
   •Estilo de escritura. 
   Amores, ¿conocen a Klune? es como una versión mía, pero mejor. Porque él debe tener una base de lo que quiere hacer, yo sencillamente voy escribiendo sobre la marcha, ni sé cómo voy a terminar este post.
   Lo primero que se debe tener en cuenta, como con todos los libros que de momento he leído del autor (que solo son dos, pero a mí me encanta exagerar) es que éste, no es para todo el mundo. Okay, el autor tiene una forma bastante peculiar de escribir, que a muchos les puede resultar cansina y reitera muchas veces las mismas cosas, que a mí siempre me ha parecido necesario, con él por lo menos, pero he visto a gente que sencillamente lo ha odiado.
   Tiene una pluma bastante ágil, yo sus libros me los termino en tiempo máximo de dos días, incluso cuando se podría decir que son monstruos, tienen sus buenas quinientas páginas. Siempre estamos yendo de aquí para allá, con aventuras un tanto ridículas que nos mantienen a la expectativa de cuál será el próximo problema de Sam y si podrá salir de eso de una vez o ya lo van a matar, que no lo veo imposible.
   A pesar de que es una historia que se centra específicamente en las situaciones random y el humor, no deja de lado el sentimentalismo en algunas ocasiones. Puedo jurar que me tuvo al borde del llanto un par de veces, por situaciones que a mí normalmente me parecen ridículas, pero es que siento que Klune tiene una forma de transmitir sentimientos que realmente cautiva. Yo podía sentirme como Sam cada vez que éste sufría, porque es demasiado humano, un personaje demasiado real.
   Términos extraños, tal vez solo el de la piedra angular, pero si nunca antes has tenido contacto con este tipo de mundos, el mismo Klune se encarga de explicarte para qué sirve una en las páginas de esta historia. En cuanto a las descripciones, yo creo que se usan en una medida bastante justa, solo algunos personajes y algunos lugares, lo que le sienta perfecto al estilo de la historia y que creo que es más cosa del autor, porque con Wolfsong también fue así: hay grandes descripciones de cómo se siente la magia y los personajes principales, mientras pequeñas menciones de características de los que aparecen por allí solo un momento.
   •Puntos. 
   •Positivos
   •Personajes: Porque los personajes de Klune tienen ese no sé qué, que los hace malditamente adorables y entrañables. A absolutamente todos.
   Lo que son los personajes principales, Sam y Ryan, son totalmente adorables. Cada uno tiene una personalidad diferente, aunque juntos se complementan tan bien, que tú dirías que son uno solo, ya no hay idea de dónde comienza uno y dónde termina el otro, no por nada pervertido, sino porque Sam sabe llevar a Ryan a su lado tonto y Ryan sabe como llevar a Sam a un lado un poco más sensato, aunque generalmente sea él el que se deja llevar. Los dos son altamente entrañables y lo mejor es que no los han intentado hacer perfectos de ninguna manera, se sienten muy humanos por ello; y aunque son random, hay situaciones que te hacen sentir muy identificado con ellos y otras en las que les quieres pegar, pero como son unas cositas, pues te aguantas al final.

‒¿Cuándo te ataron? ‒pregunté ‒.No se permite que los unicornios sean putones. ¡Se supone que eres todo virtuoso y pristino!
‒Oh, por favor, ‒dijo Gary ‒.¿Cómo crees que fui creado?
Huh. ‒¿Honestamente? Siempre pensé que los unicornios eran hechos de sol y arcoiris y buenos sentimientos. Como, simplemente aparecer un día en un campo lleno de flores y con un gran rayo de sol que cae a tu alrededor. Y habría mariposas o algo así. ‒Eso sonaba bastante bonito. Y realista para la creación de un unicornio.

   En cuanto a los secundarios, también me han gustado bastante, hay algunos, como Gary y Tiggy, que nos acompañan casi todo el tiempo, aunque Tiggy generalmente no participa mucho, y ellos son completamente encantadores. Tiggy es super inocente, ni siquiera comprende el sarcasmo y Gary es... bueno, todo lo que no se supone que los unicornios son; juntos hacen realmente una mezcla explosiva y si a eso le agregamos a Sam, son lo más bello de esta vida. Ambos son bastante entrañables y aportan constantemente al desarrollo de la trama. Gary, también aporta a traumar al lector, avisados quedan.
   Está Justin, que en un principio me caía realmente mal. Luego, aunque no justifico lo que hizo durante, bueno, todo el libro; si que puedo llegar a comprender un poco mejor las situaciones que lo llevaron a eso. No obstante, si me lo ponen de frente, seguro lo pateo y luego voy a la horca. De nada. También Kevin, que me da risa, lo siento, es el dragón, una esperaría que un dragón tuviera un nombre como Terrible Terror (Cómo entrenar a tu dragón, sí) o Truena Huesos, qué sé yo, e incluso lo mismo lo dice Sam, jamás te imaginarias a un dragón diciendo que su nombre es Kevin, menos cuando ellos mismos son los encargados de elegirlo y es un personaje que me volvió loca desde el primer momento en que apareció, es completamente una locura. Lo mismo va para el Rey, uno esperaría que el rey fuera súper sabio, pero qué va, se pone a bromear sobre sexo con Gary, que lo miras y te caes.
   En fin, todos ellos tienen una personalidad única, son muy fáciles de diferenciar los unos de los otros y están bien definidos, o sea, no parece que para hacer las cosas el viento los llevara, sino que todo tiene un por qué. Todos tuvieron su momento para brillar, en algo han aportado a la trama, les digo que Kevin también aportó a traumar muchísimo al lector, jaja, y dentro de lo que cabe, son muy realistas. Todos me han gustado mucho.
No es un caballo, es Gary, solo que él es un unicornio
sin cuerno. Y aquí aún no se trenza el cabello.
   •Creación del mundo: Bien, quizás el mundo no sea la cosa más original de esta vida, de hecho, ni siquiera podría decir en que época está ambientado, porque bien que no hay carros ni teléfonos, pero los personajes hablan como gente de ahora.
   Pero en general, me gusta y no le pongo pegas.
   Sabemos únicamente del reino de Lockes, que si bien pueden haber otros, por lo menos en esta entrega quedan un poquito olvidados. En el reino de Lockes, tenemos la ciudad maravilla, que es donde está nuestro rey y toda aquella gente "pura y buena", así, entre comillas, porque nunca faltan los hijos de puta o hijas, ajam, por allí. Está la ciudad que no recuerdo cómo se llama, que es donde va toda aquella gente que quiere cometer crímenes o que hace cosas que normalmente serían consideradas poco éticas, como la prostitución y el robo. Y tenemos el bosque, el bosque es donde habitan la mayoría de las criaturas fantásticas de la novela. Fuera de él, solo he visto a Gary, Tiggy y Kevin. Los magos oscuros también habitan el bosque, aunque a ellos si los vi abandonarlo.
   La cuestión, es que, no hay nada absolutamente original, pero si está bien llevado. Tampoco se ahondan mucho en estas cosas, porque es más una novela de personajes.
   Las criaturas tampoco son nada de otro mundo y no hay nada especialmente nuevo con ellas. Unicornios, gigantes, hadas, dragones, magos, que los magos no son criaturas, pero hablemos de cosas con magia, jaja. Son las de siempre, podría decirse que las más conocidas. Pero cumplen bien su función. Entretienen, que es lo que se espera de esta historia.
   •Humor: Bueno, qué les puedo decir. Sinceramente me he hecho el día con este libro e incluso ahora mismo, que voy recordando, me puede demasiado y debo parar para poder soltar mis carcajadas.
   De solo el primer capítulo saqué cuatro frases que me mataron de risa y estoy segura de que hubieron muchísimas más, pero como estaba tan cargado, había decidido tomar fotos con el teléfono, sí, ese preciso teléfono que me robaron. Maldigo a los ladrones del mundo.
   La mayoría de las bromas, que generalmente son constantes, una tras otra, porque debo repetir que esto es completamente random, tienen connotación sexual, para que se vayan santiguando desde ahora si es que piensan leer este libro, pero creería yo, que son bastante fáciles de entender o puede ser que yo sea una pervertida. Hay otros chistes, en menor medida, claro, pero también resultan altamente graciosos. De verdad, yo no sabía si reírme mientras me sobaba la barriga o reírme dando golpes a la pared. Necesitaba aire.
   Y si no les basta mi opinión, iba enviando las fotos a una chica con la que suelo hablar y ella misma, que no suele leer mucho me decía que era tan gracioso, que TENÍA que leer ese libro. Crean en mis recomendaciones raras.

‒Guau, ‒dije emocionado ‒.¡Comencé ese rumor como hace tres semanas! ¿Y ya lo has escuchado seis veces? Soy increíble.
‒Sam, ‒dijeron mis padres en ese tono de voz que decía que yo estaba metiéndome en el mayor problema que había tenido en la historia de mi vida
‒Milord ‒dijo mi padre ‒.Por favor perdone al idiota de mi hijo. Le golpeé en la cabeza repetidamente cuando era un bebé.
‒¡Hey! ‒gruní ‒.Dijiste que sólo lo hiciste dos veces.

   •Limbo.
   •Romance: A ver, en serio estuve un buen tiempo pensando en esto, fue básicamente el motivo de mi demora para la publicación de esta reseña y es que no sabía precisamente cómo juzgarlo.
   Empecemos por las cosas que me parecieron buenas.
   Los chicos tienen química, no sé cómo rayos se puede notar porque es un libro. Pero desde la primera vez que los lees juntos, incluso si te dijeran que no se quieren y que no van a terminar juntos, es como una necesidad shippearlos. También cuenta con Sam y Gary, de hecho, en algún punto yo creí que iban a ser la pareja, porque tienen un hermoso bromance. Y lo mismo para con Tiggy y esos dos. Son personajes que tienen química, o sea, se relacionan realmente; más allá de si las situaciones apuntan mayormente a hoy tenemos sexo duro.
   Se desarrolla de una manera lenta y es creíble. Ambos quieren lo mejor para el contrario, lo que a mí me parece una muestra excelente de amor. Y, aunque al inicio de la historia ya vemos que a Sam le gusta Ryan, sin ni siquiera mostrarnos un pasado de eso, mientras van pasando las escenas y se van relacionando se hace un poco más creíble.
   Ahora bien, lo que no me gusta del todo.
   Es que me parece un poco increíble que nos digan en un principio que Sam está enamorado de Ryan, cuando nunca, NUNCA, le ha dirigido la palabra, tan solo lo ha observado de lejos. O sea, el que esté encandilado por él, no sería del todo raro y que se hubiera confundido, tampoco. Tampoco digo que el hecho de estar realmente enamorado sea completamente imposible, pero si creo que es muy poco probable. Claro que, si tenemos en cuenta, lo de la piedra angular, que funciona exactamente como una pareja destinada, incluso si ésta no es necesariamente romántica, podría comprender un poco mejor esto.
   En cuanto al drama romántico, que es lo que definitivamente me desanima a dejar este aspecto como uno positivo, me parece completamente innecesario. A los dos, desde el principio, se les nota que se gustan, no veo la necesidad de hacer un drama gigante de ello. Sus amigos, Gary, que resulta ser el más avispado en ese aspecto y hasta los magos oscuros les pudieron haber dejado las cosas claras a los dos. Luego de eso, sí, está el asunto del príncipe, pero joder que eso lo hubieran podido intentar enfrentar desde el principio, pero no joderme tanto con esto. Es que los dos eran tan malditamente cerrados que me jodía.
Y este es G-Dragon porque no encontré a un dragón con
cara de Kevin. 
   •Final.
    Y obvio, como el resto de la historia, el final es completamente random. 
   Aquí les digo que no es realmente un spoiler, porque creo que se nota claramente desde el principio y quienes no lo vean venir desde el segundo capítulo están muy mal, además de que Sam lo dice de una manera completamente como si eso no tuviera importancia, que puede ser verdad dada la calidad del asunto: Sam es un elegido. Chan, chan, chan.
   El elegido para trapear el baño.
   Eh, bueno, que el final pudo ser completamente cerrado, sino fuera porque de repente en una línea nos meten esta información y nos dicen que básicamente salen corriendo a por la próxima aventura, ya les decía antes que no puedes tener paz si eres Sam de lo Salvaje, pero es tan tonta la manera en que lo dicen que da mucha risa.
   Al final, supongo que todos se esperan cómo va a terminar la historia, porque no guarda realmente grandes misterios. Es una historia para pasar el rato y divertirse, pues eso.

   En conclusión, The lightning-struck heart, es una historia con personajes encantadores, una trama que cumple su objetivo al divertir y que se lee a la velocidad de la luz. Sin duda, voy a estar pendiente de sus secuelas.


   VALORACIÓN. 

¿Y ustedes qué piensan? ¿Han leído el libro? ¿Les gustaría hacerlo? ¿Les gustan las historias random?

12.11.17

Libros que no Recuerdo Haber Leído.

   ¡Hola, amores míos! ¿Cómo están el día de hoy?
   Yo he estado desmotivada. Y me he dado cuenta que en la últimas dos entradas he dicho casi lo mismo. Sí, las cosas no mejoran por estos rumbos, pero espero que lo hagan pronto.
   He leído bastante, pero no me he sentido con las ganas de hacer reseñas, así que les traigo una entrada de relleno, para no dejar de nuevo abandonado el blog y porque me he dado cuenta de que puede ser que sufra de perdida de memoria, porque hay libros que he olvidado en su totalidad que he leído, me di cuenta de ello mientras revisaba las viejas entradas y las que nunca llegué a publicar, así como las imágenes que quedaron guardadas luego de haber eliminado alguna entrada que llevaba mucho tiempo a medias en borradores y que ya no me apetecía retomar.
   Así que vamos a ello.


   Fake Boyfriend de Kate Brian.

   Encontré la portada de este libro entre las imágenes de reseñas jamás publicadas y mi cabeza hizo cortocircuito, porque no la recordaba de absolutamente nada.
   Haciendo un poco de memoria, pude caer en cuenta que el que estuviera por allí tampoco era tan raro, porque en una época estuve un tanto emocionada por leer historias de este tipo y el que haya buscado no se me hace para nada extraño.
   Pero, no recuerdo nunca, de lo que se dice nunca, haber leído esta historia. Por lo tanto y ya que no tenemos pruebas de que si lo haya hecho, pues su reseña nunca salió a la luz y en ese tiempo no llevaba ninguna red social de lectores, ¿quizás alguien hackeo mi blogger? Va, estoy siendo un poco dramática.
   La cuestión es que no recuerdo nada de esto.
   The Fine Art of Truth or Dare de Melissa Jensen. [Aquí]  

   Está confirmado el hecho de que sí leí este libro, porque está reseñado aquí mismo, en este blog y si no estoy mal, por ese tiempo llevaba Lectorati, así que también debe estar allá
   Pero, si no fuera porque de casualidad vi que tenía esa reseña, igual y podría haberlo visto en otro blog y pensar que nunca en mi vida lo había leído, porque ya les cuento, que ni siquiera la reseña me refrescó la memoria de todo lo que había pasado.
   Recuerdo vagamente que fueron a nadar con tiburones. Creo. Y que el protagonista era de los chicos populares. Si comer dependiera de que yo recordara la trama de este libro, probablemente me moriría por inanición.
   His Kiss de Melanie Marks. [Aquí]

   También ponemos decir que esto es un caso severo de perdida de memoria, pero el hecho de que leí este libro está bien comprobado, puesto que tengo una reseña de él en este blog y probablemente también sea de mi tiempo de Lectorati y esté aún más confirmado allá.
   Pero no recuerdo absolutamente nada de él. Vagas ideas de que la protagonista se besa con alguien al inicio, son las que rondan mi mente y ni siquiera sé si es que lo estoy confundiendo con una de esas tantas novelas románticas ñoñas que me encantaba leer por aquel tiempo en donde empecé con este blog.
   Lo que son los nombres de los protagonistas o los rasgos de la trama en general, los he olvidado completamente.
El (sin) Sentido del Amor de Javier Ruescas.   

   Este fue un libro que nunca vio la luz en este blog, creo haber hablado de él en algún booktag y decir que no me había gustado nada de nada, pero es que ahora mismo, realmente no recuerdo casi nada. 
   Sé que el protagonista se la quería dar del Casanova de este siglo, pero nada más, mi mente se ha quedado en blanco en lo que a la trama respecta y es probable que sepa lo del personaje, porque es lo que he recuerdo que más he visto destacar en las reseñas de este libro que he leído. 
   Puede ser, sin embargo, que aunque mi reseña no haya visto la luz por aquí, si que esté en goodreads y eso podría ser una buena medicina y recordar de qué rayos hablaba este libro y por qué en su momento no me gusto, nada de nada. 
   Lo que Todo Gato Quiere de Ingrid V. Herrara. [Aquí]

   Lo siento mucho por esta historia, recuerdo que en su tiempo me gusto mucho y me encantaría recordar por qué fue, pero siendo un libro romántico dudo que me guste mucho hoy día. 
   Había olvidado completamente la existencia de este libro hasta que vi la reseña y recordé que me había gustado, solo al ver la puntuación. Lo que sucede, es que en aquel tiempo mis reseñas eran dedicadas solamente hacerles saber si la historia me hacía llorar o no, porque es lo que yo creía que era calidad en ese entonces. Así que no hay absolutamente nada de información. 
   Recuerdo que el protagonista se convertía en gato y que por el final lloré mucho, más allá de eso, tengo la mente completamente en blanco. 

   Y, gracias a los buenos dioses de la memoria, eso ha sido todo. Porque, qué clase de persona sería yo si olvidara absolutamente todo lo que leo. 
   Ojalá también pudiera olvidar que leí otros libros, ya saben, eso de ahorrarme el trauma mental que me cree. No son pocos, puede que yo sea muy mala. 
   En fin, nos vemos en la próxima 😉
Encuéntrame en:
GOODREADS • LECTORATI • BABELIO • FACEBOOK • TWITTER • INSTAGRAM

29.10.17

5 Sagas, que según mi corazón, no debo continuar.

   ¡Hola, queridos míos! ¿Cómo se encuentran? 
   Les cuento, que yo no muy bien. Ah, sí, ayer (que es hoy para mí, pero ustedes estarán leyendo esto mañana, así que ya comprenden y por favor no hagamos que termine en una paradoja porque de aquí no saldríamos nunca, ya que mis puntos a favor y en contra, probablemente serían geniales y no podríamos llegar a una conclusión) la mocosa con la que vivo se enfermó, así que mi tía, (con la que también vivo) me sacó como flash de la casa. Y como si ya la enfermedad de la niña no fuera suficiente, ¡dejó la maldita puerta abierta!, lo que nos lleva a que robaron mi teléfono y ahora estoy sintiéndome como mierda. :D 
   Y como no hay nada que me alegre más a mí que el hate, pues a eso vengo. 

(porque me dan mucha flojera)

Harry Potter

   Si, señores y señoritas. El tan famoso mundialmente Harry Potter. 
   No lo voy a negar, hasta hace cosa de un año, más o menos, podía considerarme la loca de Harry Potter. Yo incluso participaba en rols, en los que siempre era mi por siempre adorado Lord Voldemort, de los que nunca saqué nada y conforme el tiempo pasaba y me volvía más fan de la saga, sencillamente comencé a odiarla. 
   Casi que me sé todos los diálogos de las películas, porque quienes me conocen un poco sabrán que soy una friki sin remedio y me meto muy de lleno en estas cosas. Y cuando pude comenzar con los libros, pues lo hice. 
   Tremenda decepción. Empecé a darme cuenta de los vacíos argumentales que se cargaba. Y podía entender, más o menos, que eran libros para niños y que no necesariamente debían encajar como se debía, pero entre tanta gente adorando y todo el merchandising que constantemente iba saliendo, los errores me parecían muchísimo más notables y ya eran del tipo que ni siquiera podía intentar pasar por alto. 
   Llegué hasta El Prisionero de Azkaban. Y solo de ver los tochos que se me venían encima, más aún que ni siquiera lo estaba disfrutando, pues decidí dejar todo ahí. 
   Amor que llegué a tener por Harry Potter, gracias por desaparecer. 

Crepúsculo

   En serio. Es que no creo que ni siquiera a alguien le sorprenda esto o deba dar explicaciones del por qué. Pero como a mí me gusta enrollarme, pues lo voy a hacer. 
   También fui fan extrema de esta saga. No al punto de saberme todos sus diálogos de memoria, pero por lo menos, me sabía los principales y realmente no podía despegar mi mirada del televisor si acaso encontraba que estaban pasando alguna de las películas. 
   Los libros los comencé creo que el año pasado. O cualquiera que sea el año que hicieron eso de Crepúsculo reinterpretado, porque tiendo a olvidar las fechas. Y en vista de que estos títulos fueron la infancia de muchos niños a los que yo considero desafortunados, aunque bien por ellos si les gustó y los apegó a la lectura, pues quería ver de qué iba tanta vuelta. Además de que, reitero, yo era fan de las películas. 
   Pues que no encontré nada a lo que apegarme. Yo vi una historia plana, personajes planos, un gran y no feliz romance tóxico, que por alguna razón les suele resultar encantador a algunas personas. A cada loco su tema. 
   Y pues que, me leí Crepúsculo, Luna Nueva, Vida y Muerte y estoy por los principios de Eclipse, planteándome seriamente el si dejarlo allí. Pero una cosa que si tengo muy clara, es que Amanecer, ni aunque me apunten con una pistola, entra en planes de lectura. Porque no basta con que no haya historia para contar, sino que además le pusieron como mil páginas a eso. 
   ¡Debe tener más relleno que Naruto! 

Mentes Poderosas

   No, de hecho mi corazoncito ni siquiera odia esta trilogía. Para que no vayan por la vida pensando que yo solo soy un monstruo sin sentimientos y que odio todo lo que veo. 
   Contrario a las dos sagas anteriores, yo creo que ésta los supera en haters (que hayan leído. Porque ya sabemos que Crepúsculo tiene haters hasta salidos de debajo de las piedras que no han visto las películas ni tocado uno de los libros), pero por alguna razón, tal vez la época en que lo leí, yo no pude odiarla. Mi inmadurez lectora es tan bella :D 
   Leí Mentes Poderosas y Nunca Olvidan, con tanta distancia de diferencia, que solo pude sentir que inevitablemente le perdí el gusto que traía con el primero de ellos. Y, ciertamente, pensar en leer el tercero, Una Luz Incierta, ya no entra entre mis planes, porque he olvidado casi todo lo anterior, a excepción probablemente de lo más relevante y ya no le veo sentido. 
   No obstante, ocupará siempre un lugar en mi podrido corazón divino. 

Renacimiento

   Ajá, Cassandra Clare entra en esta agradable lista. 
   Y tampoco voy a ser mala con ella. Ah, que siento que pierdo mi poder. 
   De la saga o trilogía o lo que sea Renacimiento, solo he leído y solo voy a leer Lady Midnight. No vayan a pensar mal, a mí Cassandra me gusta bastante y éste, resulta ser el libro que más me ha gustado de ella. Pero también estoy cansada de su reino de sombras. 
   ¿Qué le resulta bien? Pues sí. Pero yo realmente no quiero estar los próximos mil años leyéndola porque todas sus historias tienden a conectarse de alguna manera, porque no todo lo que escribe me llama la atención y a este punto me he perdido ciertas cosas por la misma causa. 
   Agreguemos a eso que saca más libros por año de los que soy capaz de pagar y que son tremendamente enormes y llenos del tipo de drama que me hace desear darle una bofetada a los personajes por hacer todo mil veces más complicado de lo que realmente es. 
   Probablemente esto no solo abarque esta saga, sino también cualquier cosa que vaya a escribir esta autora a futuro. A menos que estemos hablando de Malec, porque sinceramente, yo no puedo estar sin shippear un día. 

El hogar de Miss Peregrine

   O como rayos sea que se llame esta saga. O trilogía. O lo que sea. 
   Solo leí el primer libro, que realmente no odié del todo, fue interesante, sobretodo por las fotografías, que eran buenos montajes de la época. O no. No sé reconocer montajes, pero esas cosas se veían muy falsas, no obstante no voy a negar que me gustaron y que puesto a que lo estaba leyendo de noche, hubo unas cuantas que me hicieron erizar el vello y mirar al rededor por si acaso Afrodita había llegado. 
   El problema es que, no es mi estilo de historia. La siento, tal vez, demasiado infantil y aunque eso normalmente no me molestaría, en una historia que se supone que me debía dar miedo, pues si que lo hace.
   Bueno, tal vez si me dio miedo. Aquello del romance estaba algo tétrico, pero no pasa de allí. 
   Y... eso fue todo, ah, realmente creo que me estoy ablandando, ni siquiera hice tanto hate como el que me merecía por pasar por tanta mierda hoy. 
   En fin, hay otras. Muchas. Sagas que pienso dejar tal como voy, porque hay muchos libros y muy poco tiempo para joderme con cosas que no voy a poder tragarme. 
   Encuéntrame en:
Chau~

23.10.17

El Diario Azul.

El diario azul.
Malena de Windt.
2017. 
Romance LGBT.

Eduardo es un joven universitario de origen humilde, muy guapo, inteligente, carismático y con un gran talento para la música. Tiene un increíble éxito con las mujeres y su novia es una de las chicas más bonitas y adineradas de la clase. Es el más popular de su facultad y todos lo siguen, especialmente su grupo de amigos, que le profesan una admiración ciega. Pero un día llega a la universidad un nuevo estudiante, Leonardo, quien pone en jaque su reinado; él viene de una familia muy rica, y aunque también es muy guapo e inteligente, es bastante antipático.
Entre los dos se crea una rivalidad y todo el tiempo tratan de opacarse el uno al otro con su inteligencia y sus talentos; sin embargo, todo cambia cuando se ven obligados a hacer un trabajo juntos. A partir de ese día, Eduardo escribe en un diario cómo va cambiando su relación con Leonardo, al igual que sus sentimientos hacia él, hasta que se da cuenta de que está enamorado. Pero lo que no sabía era todo lo que sucedería cuando Leonardo se enterara de esto.
   ¡Hola, soñadores! ¿Cómo se encuentran? Estamos felizmente finalizando octubre, este mes ha sido realmente molesto, en mi opinión, se ha dañado mi computadora, aún aunque se supone que la repararon no le funcionan algunas teclas, así que es un fastidio estar trabajando con ella. Y así. Pero también sucedieron un par de cosas positivas, no hay que quedarnos solo con lo malo, entre estás bonitas cosas están el cambio de apariencia del blog, una belleza, a mí parecer, nunca lo he tenido más bonito que en esta ocasión, todo gracias a mi hermana del mal, Patt, que es una prodigio en temas de diseño. Y, me he comprado un álbum original que realmente deseaba mucho y ha llegado este mes, así que no debo quejarme tanto, más bien agradecer.
   Dicho todo esto, quiero empezar la reseña diciendo que éste libro definitivamente es una decepción de proporciones inimaginables. Lo que más me molesta de todo esto es el precio tan elevado del libro en proporción a la cantidad de páginas y el contenido de éste mismo. Qué tengo que decir, es un robo. Yo realmente no le recomiendo a nadie comprarlo. Y esto va especialmente para los amantes de la literatura LGBT, porque a pesar de que el libro tiene una portada hermosa (realmente es mucho más hermosa en físico) y la temática, NO VALE LA PENA.
   ¿De qué nos habla la historia?
   Eduardo, es un joven universitario que no tiene dinero, pero que sin embargo encuentra cómo salir todos los fines de semana de fiesta sin que le falte la bebida. Y puede asistir a la Universidad, en la que no tenemos ni idea de qué estudia gracias a una beca que le fue asignada por el gobierno gracias a sus buenas calificaciones. Tiene un séquito de niños ricos que lo siguen a todas partes, según él, por interés, porque les puede conseguir entradas a conciertos gracias a lo bueno que es con el baile y presuntamente por calificaciones, aunque yo nunca los vi peleando por hacer equipo con él en algún trabajo y si son ricos, tienen para comprar las entradas, no necesitan ganarlas, digo.
   La cosa es que Eduardo se las cree todas y está demasiado confiado de si mismo, porque parece un chico de oro y todo le sale bien, en todo destaca por sobre los demás. O lo hacía. Porque un día de esos tantos, llega Leonardo, un chico que se ha cambiado del horario nocturno al diurno y que parece opacarlo en absolutamente todo.
   Si a Eduardo se le da bien cantar, Leonardo lo hace mil veces mejor; si Eduardo tenía las mejores calificaciones, Leonardo es un genio. Y así, por eso es que se crea una lucha constante entre ambos, en la que ya sabemos que ninguno va a ganar. Porque, obviamente, terminarán siendo mejores amigos y quién sabe si luego algo más.
   Personajes.
   -Eduardo. Quién-rayos-sabe-su-apellido, no lo dijeron en ningún momento, porque al parecer, los apellidos en este mundo ya no son necesarios. Digo, obviamente todo el mundo conoce nuestro nombre y no nos dicen de otra manera a parte de esa; por lo tanto, Eduardo tampoco tiene un apodo, al pobre solo le dicen así. Tampoco que sea malo.
   Después de todo, qué importa el nombre cuando estás más bueno que Kim Taehyung (no molesten, para mí está bien bueno >:v)  y todos te persiguen, siendo algo así como el líder en tu carrera a pesar de que es una universidad de ricos y tú no tienes ni dónde caerte muerto. Ah, pues eso.
   Demos gracias al cielo, que a pesar de el hecho de que intentan hacerlo un chico súper amable del que debería incluso darte un poco de lástima por su situación, terminas odiándolo con toda el alma. Si bien es cierto que técnicamente es bueno con todo el mundo y la gente mayor, pues también está el hecho de que deja que sus padres se partan el lomo trabajando por sus cosas de la Universidad mientras él está de fiesta en fiesta siendo un hijo de puta con ellos. Y claro, que se la tiene con Leonardo solo por el hecho de que es mejor que él en un par de cosas.
   Obviamente, han intentado que este chico fuera perfecto. De una forma un poco tonta, porque como siempre he dicho, la belleza es completamente subjetiva y aunque esté un tanto sujetada de las estructuras sociales, al final siempre sigue siendo política, así que para mí, si simplemente me dicen que Eduardo está más bueno que el pan, igual y puede ser un caballo; que no es que yo tenga alguna cosa extraña con estos mamíferos, pero siempre son buenos para explicar el punto. Como persona, no tanto, tal vez la autora quería darnos esta cosa extraña de ayudar a nuestros padres, porque o sea, no podemos estar de fiesta en fiesta mientras estos trabajan tan duro siempre; pero por lo demás, igual y se podría decir que el único defecto que tiene es que fuma, aunque solo lo vemos hacerlo una vez y luego de eso igual y se cura por arte de magia, para los que decían que comentar amén en las fotos del facebook no servía para nada, tenemos un ejemplo de que sí; y la cosa es que, nunca se dice que fumar esté mal, e igual y no, pero tampoco es algo que deba idealizarse, como si todo adolescente o Universitario necesitara beber y fumar para poder estar completo. Pues definitivamente no.
   -Leonardo. Igual y si dijeron su apellido, pero para ser sincera no me acuerdo. A duras penas su nombre y eso porque, bueno, está en la sinopsis. Pero venga, de él nos dan un datito más, tiene veinticinco años, lo que me da esperanzas a aproximar que Eduardo también tendrá la misma en un rango de tres años más o menos dependiendo de hacía que línea del tiempo va. Leonardo también es Leonardo, aunque alguna vez llegan a llamarlo El muchacho que golpeo a nuestro hijo y teniendo en cuenta todos los nombres que nos dan aquí, es un gran avance, yo también lo llamaría así, está incluso más bonito que su nombre original, sin ofender a los Leonardos que nos leen, es que Leonardo no tiene cara de Leonardo.
   Y bueno, Leonardo es otro de esos personajes que nos quieren hacer pasar por perfecto, pero multiplicado por tres. O sea, si Eduardo es guapo y tiene a todas las chicas detrás suyo, Leonardo lo es el triple y atrae más atención que google cuando alguien dice que se filtraron nudes de Tyler Hoechlin, no le hablan porque es un amargado, como si eso fuera razón suficiente para que nadie intente dirigirle la palabra y pues, obviamente aquí vuelve a entrar el tema de la belleza subjetiva. A mí me gustan con ojos rasgados y cafés, él los tiene claros, quién dice que a mí va a parecerme guapo. Bueno, también está el que es perfecto en sus clases, el mejor del salón; cantando, incluso tiene un estudio de grabación en su casa, porque o sea, qué persona rica no tiene y venga, que nunca ha tomado clases, pero su voz es perfecta innata.
Ya me dio hambre.
   Perita en dulce, a Leonardo le dan una personalidad mucho más amable para con los mayores, que digo, podrá haber golpeado a Eduardo y querer matar a toda su clase, pero ante los padres del primero, es un amor, cosa que los demás estudiantes riquillos de esa universidad no, porque obviamente como son ricos no hay necesidad de valores morales, excepto en la cada de Leonardo, porque respeta a el señor y la señora sin-apellido. O tal vez será que necesitaba caerle bien a los suegros, porque ahora que lo pienso, son los únicos con quienes no se porto como todo un idiota.
   -Otros: No recuerdo cómo se llaman, porque son más irrelevantes que todo el relleno que tiene Naruto, excepto tal vez por la novia de Eduardo, que es un diablillo. No recuerdo cómo se llama, como dije, pero es una obsesiva celosa, no que no tenga motivos, porque a penas se voltea, Eduardo ya está metiéndose en los pantalones de otra, lo que nos sigue demostrando que no es un espécimen perfecto. Eh, bueno, que la chica está completamente loca, yo no sé si es el hecho de que la criaran en cuna de oro o qué rayos. Es que bueno, primero se quiere casar con Eduardo y como sus padres no la dejan, vende todas sus joyas para ir a comprarse un vestido, cuando Eduardo ya le había dicho que estaban muy jóvenes para pensar en eso y bueno, que tal vez le dio alas diciendo que lo hablarían después de terminar la universidad, pero les digo, que se fue a comprar el condenado vestido y luego empezó a decirle a todo el mundo que ella y Eduardo se iban a casar, porque se amaban y yo no sé qué cosas más. Probablemente sino fuera porque sería ya demasiado drama para la salud mental de una persona, hubiera dicho que hasta estaba embarazada. Por suerte no, porque si ya estaba siendo un asco, ni se imaginen agregando aquella divertida situación.
   Estilo de escritura. 
   Lo primero, es que el libro tiene faltas ortográficas y gramaticales hasta donde es imposible que haya. Yo no soy la persona con léxico más extenso de este planeta, no tengo la mejor ortografía del mundo y meto constantemente la pata, pero esto es una exageración. Normalmente yo no me fijo en la ortografía de los libros, igual y paso mil cosas por delante, pero imaginen la cantidad de errores que encontré, como para haberme percatado de que algo estaba muy mal. Intenté ser lo más crítica posible por una página completa y realmente terminé corrigiendo, por lo menos la mitad, más los comentarios sarcásticos que se me iban, pues no quedó parte limpia en la pobre página, después de eso, ya ni quise mirar más, me entorpecía demasiado la lectura.
   Tiene también la costumbre de nombrar mucho a los personajes, cada vez que habla o bien de Leonardo o de Eduardo, no utiliza artículos o pronombres, que puedan hacer la lectura más llevadera, sino que siempre está utilizando sus nombres. Esto no es especialmente malo, he visto a un par de autores que hacen lo mismo, pero a mí, sencillamente me molesta. porque a duras penas nos introducen algún otro personaje, gracias por aclararnos que de repente no se han convertido en Mauricio y Carlos.
   La lectura no se me hizo nada amena. Dije al principio que este libro era excesivamente caro para el tamaño, no alcanza las trescientas páginas y se lee en un momento, pero no porque la lectura sea amena y queramos saber más, es porque además de lo corto, la letra es grande, se dejan muchos espacios y más de la mitad del libro se basa en diálogos mal elaborados. Entiéndase pues, que las descripciones también dejan mucho que desear.
Hasta me dan ganas de estudiar juiciosa.
   Puntos.
   →Negativos. 
   ♦Personajes: Yo creo que esto ha quedado bastante claro. Pero nunca está de más.
   Los principales son un asco completo. Han intentado hacerlos chicos perfectos, de manera que incluso las cosas que hacían mal, parecían justificadas e incluso creaban razones externas para que el lector no pudiera decir nada, obviamente, les salió mal conmigo. Porque a mí me viene valiendo un huevo, de esos que no tengo, el pasado o presente trágico de los personajes, de ninguna manera eso puede llegar a justificar sus acciones.
   Tampoco existe algo innovador en ellos. O sea, si hubieran dicho que uno estaba loco por los libros, también me hubiera quejado, pero probablemente porque no era creíble en el contexto de la historia. Pero de repente, están los chicos populares, obvio, que hacen cosas de chicos populares, más que obvio. Porque por alguna razón es imposible que al chico popular tenga como pasatiempo rellenar crucigramas, nunca en la vida y tampoco es posible que el nerd al que nadie mira sea el mejor jugador de un equipo. Que siendo objetivos, yo que tuve vida escolar, si tuve ese escenario. Al pobrecito lo alababan en la cancha y a penas salía, hasta bullying.
   Los personajes secundarios parecen más que nada de relleno. Porque obvio, necesitamos drama y eso solo pueden darlo ellos, que van a aparecer justo en el momento necesario para que alguno de nuestros protagonistas desee suicidarse, el resto de la novela, si bien los nombran, es como un: no te olvides de que existen, pero claro que nos olvidamos, porque no cumplen ningún papel en específico más que pulular y ser exagerados como en una novela. Novela colombiana. Y tiene sentido, porque la autora es, por desgracia, de mi país. Y me alegro de que haya escritores colombianos, solo no me alegro de que hagan este tipo de libros.
   Siguiendo con los personajes, pues realmente no los veo. Todos parecen de igual forma, copias idénticas de si mismos, venga, que seguro los han impreso y todo el cuento, porque no podía diferenciarlos unos de otros a menos que me especificaran quién hablaba. Y viéndolo bien capaz y la autora tuvo un acierto repitiendo constantemente que no se habían convertido en Mauricio y Carlos. Ninguno es entrañable, porque como ven, ni siquiera me acuerdo de uno de los nombres y eran varios. Había una Patricia por allí y la recuerdo solo porque es el nombre de mi mamá, la pobre también me cayó mal.
   ♦Romance: Los romances con calzador me encantan, siempre puedo quejarme un buen de ellos.
   Empecemos diciendo lo único positivo que tiene: no hay instalove. Por favor, gente; un aplauso. ¡Ya, ya, mucho, tampoco exageremos! Que bonito es encontrar un libro en el que en la primera página no caigan completamente enamorados, es más, estos chicos en su primer encuentro ya se están echando pullas, porque se caen muy mal, sin motivos, lo que ya sabemos a dónde nos lleva al fin y al cabo, pero se agradece que intenten cambiar un poquito lo típico, aunque sea con otro tópico, por lo menos éste no es tan utilizado en el LGBT. No obstante, ni siquiera eso pudo salvar a este punto de caer en los tan temidos negativos, porque lo que se viene luego es grande y bien tonto.
   Ésta es la parte que me gusta llamar: destroza el libro. O no.
   Y si, eso de arriba fue para rellenar y que pudiera colocar otra imagen sin que se vieran muy juntas. De hecho, esto también lo es. Estrategias de Lexie, sin duda deben seguir este blog al notar tanta genialidad. ¿Qué otro blog lo hace y lo acepta? Pues, eso, aquí hay sinceridad.
   Ahora podemos continuar :'D
   Si bien, no tenemos insta-love, el romance si que surge de la nada. Eduardo, que aún no se convierte en Mauricio, lleva un diario, porque de algún lado debe haber salido el título del libro, tampoco es que la autora esté a ese grado, eh; y en ese diario empieza a anotar sus pensamientos el día que le toca hacer un trabajo en equipo con Leonardo, desde ese momento y a pesar de que antes no se podían ver ni en pintura, Eduardo dice: su sonrisa, blah, blah, blah, estoy enamorado. Así y un montón de cursilerias más, que yo creo que ni los niños la primera vez que se enamoran. Y no es que yo sea poco romántica, aunque si, lo que pasa es que esas cosas no se ven hoy día, y mucho menos si la persona en cuestión tiene alrededor de veinticinco años, porque ya pasó la etapa de poeta enamorado y si que puede que hayan sus excepciones, pero demasiado tonto pensar que esa excepción es justamente Eduardo con lo hueco que es.
   Otra cosa, es que yo podría considerarlo un romance tóxico, porque en cuando Eduardo se da cuenta de que le gusta Leonardo y ve que otra compañera está interesada en él, lo primero que hace es esparcir el rumor de que él tiene una enfermedad de transmisión sexual. ¿De verdad? Y yo en serio que aún me pregunto cómo es que fue capaz de soltar una cosa así. Ya me lo imaginaba incluso diciendo que estaba embarazado para que sus padres los obligaran a casarse. En serio, que eso no tiene pizca de sentido. No está bien, tampoco.
   Y por cuestiones de spoilers, no seguiré tocando este tema, aunque crean que hay mucho más de dónde agarrar para odiar.
   ♦Universidad: Biiiieeeennn, estos chicos hacen algo por la vida además de el tonto. Lo bonito se viene ahora.
   Lo primero, es que no tenemos ni idea de qué rayos están estudiando. Nunca lo dicen. Y aunque la autora probablemente creyó que íbamos a darnos cuenta si se ponía a decirnos que había que desarrollar una empresa, ya que es muy común en Colombia que cuando no sabemos qué rayos estudiar, nos vayamos por administración de empresas, pues la verdad es que no es la única carrera en la que se manejan. Así que, querida Malena, tu historia incluso hubiera sido un poco mejor si nos hubieras dicho esto. O tal vez tendría muchas más cosas de qué quejarme. Sí, tal vez lo dejó tan abierto con el fin de que no se pudiera decir nada del programa que tienen estos chicos.
   Y la que me encantó, en serio, no sé por qué rayos en mi Universidad no hacen esto. Resulta que, si no haces un trabajo o te peleas dentro, ¡mandan a llamar a tus padres! Es enserio, uno creería que todas las responsabilidades vienen siendo ya nuestras, sobretodo si somos mayores de edad. ¡Pero no! En serio, alguien dígame, ¿cómo hago para que en la mía sea igual?
   No hablo de los horarios y materias nada más porque no tengo conocimiento general de cómo se hace en otros lugares, pero también fue un poco chocante para mí, porque en mi Universidad los profesores solo dan una clase por materia que manejen, semanal, pero habrán sus excepciones, supongo y también si es una Universidad para riquillos, seguro los sobornan o algo.
   ♦Mensaje: "Eres buen hijo si nunca vas de fiesta y te quedas ayudando a tus padres en el negocio que tienen" 
   No lo dicen así de literal, pero fue lo que yo entendí con cómo lo tratan.
   Primero, para ser un buen hijo, no tienes que ayudar a tus padres en su negocio. Porque un buen hijo no se basa solamente en eso, si, es cierto que eso puede hacer parte de ser un hijo considerado, que sabe lo que sus padres están sacrificando para que él haga algo por su vida. Pero no lo es todo. Porque ayudes a tus padres no significa que mágicamente eres el mejor, conlleva, sencillamente más cosas.
   Y segundo, el ir de fiesta no te hace un mal hijo. Todos estamos en nuestro derecho de ir con nuestros amigos a hacer algo que nos gusta. Que puede no ser sano en excesos, como lo es con Eduardo, es cierto. Pero a pesar de sus fiestas de cada fin de semana, el chico respondía en sus estudios, que básicamente es lo que sus padres realmente querían. Y no lo justifico, solo digo que salir no te hace malo.
   Porque si salir de fiesta te convierte en un demonio y quedarte en casa mágicamente en un ángel, yo soy un ángel. Y todos sabemos que esa afirmación es falsa.
   •Final.
   Porque para el drama, los finales apresurados y sobretodo tontos, nunca es demasiado tarde. Aquí nos traen la solución fácilona. Solución a la que recurren el 67% de los libros juveniles, con el porcentaje sacado de debajo de mi manga. De pronto hay un enredo bien pendejo y telenovelesco que se soluciona en un dos por tres y sin mayor problema.
   Ahora que lo pienso mejor, si a este libro le hubieran agregado en la descripción o en algún lugar, que era de humor, probablemente la nota sería mucho más alta, porque el nivel de ridiculez que maneja, deja incluso en pena al profesor Lupin y su asombrosa técnica para derrotar Boggarts.

   En conclusión, El diario azul, es un libro que incluso hubiera sido entretenido si no fuera porque está directamente sacado de algún programa barato y la cantidad de errores que tiene. Que, por favor, los editores tuvieron que hacer algo y si no tuviste editorial, querida Malena, tampoco es una cosa tan ridícula pagar uno por tu cuenta, todo hubiera sido pro beneficiar a tu obra. Pero bueno, es que como ven, no puedo recomendar esto a nadie.

   VALORACIÓN.
Puedes encontrarme en:

¿Y ustedes, qué piensan? ¿Han leído el libro? ¿Me harán caso y ni aunque los amenacen de muerte? ¿Conocían de la obra? ¿Por qué no me avisaron?

20.10.17

Manual de la Bruja para Cocinar (con) Niños.

The Witch's Guides to Cooking with Children
Keith McGowan  Yoko Tanaka
2009
Fantasía • Infantil • Terror
United States of Grimm
1) Manual de la bruja para cocinar (con) niños • 2) La maldición de la bruja.

LA VERSIÓN MÁS ATREVIDA DE HANSEL Y GRETEL
   Cuando Sol y Connie Blink se mudan a Grand Creek, una de las primeras personas que les da la bienvenida es una peculiar anciana, Fay Holaderry, y su simpático perro Swift, que lleva un hueso muy raro en la boca. Sol sabe muchas más cosas que la mayoría de los niños de once años: cuando identifica el hueso como un fémur humano, él y Connie empiezan a preguntarse a qué se dedica su vecina.
   En una aventura escalofriante que les enseña a pensar dos veces en quién pueden confiar, Sol y Connie descubren que resolver misterios puede ser un juego peligroso, incluso para pequeños sabuesos como ellos.
   ¡Hola, pequeños amores de mi alma! ¿Cómo han estado? ¿Piensan salir a pedir dulces? Yo de verdad quisiera, pero ya tengo la fecha encima y no hice ningún disfraz, es que no sabían pero en mi casa tenemos costumbre de disfrazarnos, por lo menos mi papá y yo, siempre cositas elaboradas, pero él más que yo, sin embargo, acabo de darme cuenta de que tengo poco más de una semana y ya no creo que alcance a hacer nada, pues así que este año no será, pero igualmente pienso hacerlo para el próximo. De todas formas, voy a ver quién me regala dulces pensando que aún soy una niña, gracias a mi estatura. Así, de amores. 
   Hoy les traigo reseña de el libro que han visto, no sé, este octubre estuve leyendo mucho terror, incluso sin pensarlo, son libros que me llamaron la atención el mes pasado y pues cayeron éste, sin realmente proponerme que sucediera. En este caso, es más bien un terror infantil, no muchas cosas oscuras, pero que sin duda podrían darle miedo a un niño pequeño. Mi principal preocupación con esta reseña es que es difícil valorar a un libro infantil con la perspectiva de un adulto (adulto joven, que estoy casi como bebé aunque ya no cuente), pero haré mi mejor esfuerzo. Fighthing. 
   •¿De qué nos habla la historia?
   Solomon y Constance Blink, son dos hermanos que acaban de mudarse junto a su padre y su madrastra a Grand Creek. Nada fuera de lo común, las familias se mudan a veces. 
   Lo realmente interesante de esto, es que desde un principio, parece que los padres de ambos chicos realmente no los quieren allí, así que a la primera oportunidad que tienen de mandarlos fuera, lo hacen. En eso, es que conocen a su vecina, Fay Holaderry, una ancianita que a sus ojos no tiene nada fuera de lo común, es amable y tiene un bonito perro, Swift, a quien los niños, amantes de los animales, le cogen cariño casi que inmediatamente. Pero Sol, que es un genio, ha visto algo muy raro, y es que el perro llevaba un hueso poco común, uno que los dueños no suelen darle a sus mascotas. 
   Después de investigar un poco, Sol descubre que el hueso que llevaba el pequeño amigo peludo, es en realidad un fémur humano, de modo que empieza a tener sospechas con respeto a quién es Holaderry y qué es realmente lo que quiere y hace allí. 
   Así que ambos hermanos, se dan al trabajo de descubrirlo. 
   Personajes.
   -Solomon Blink. Sol es un personaje un tanto distinto a lo que sería un niño común, es bastante estudioso y casi se parece al niño este rubio de la película del genio loco que no recuerdo como se llama, porque también hace inventos y suele llevarse grandes decepciones cada vez que fracasa, así que lo deja rápido. Era conocido como el Cientifico Loco en su antigua escuela porque sabía en general más de lo que debería y siempre estaba probando nuevas cosas. 
   Sol no es un personaje que me disgustara, realmente. Pero tampoco le he cogido mucho cariño. Me gusta que sea un chico diferente, aunque el hecho de que sea un genio, creo que está demasiado explotado y no es que yo crea que sea imposible que un niño sepa tanto, pero no hay nada nuevo en esto. 
   En cuanto a su personalidad, realmente hay muy poco. Es el niño inteligente, que intenta proteger a su hermana por encima de todo. Que si bien no me llevo mucho con las demostraciones de altruismo, de alguna forma esta vez no me disgustó para nada. Digo, yo no me acerco ni siquiera a ser la hermana mayor y no sé que haría en un momento de problema, pero mi hermano me dejaría botada, sin duda, por lo que esto de que Solomon no deje a Connie, incluso si han tenido disgustos (como todos los hermanos, eh) y que vele primero por ella en una mala situación, me parece demasiado tierno. Ahora bien, la pregunta realmente importante y que podría haber cambiado mi vida es, ¿por qué a mí no me tocó un Solomon? 
   El personaje se me hace muy real dentro de lo que cabe. Aunque tal vez un poco hermético, lo que puedo comprender si ha sufrido bullying casi que toda su vida por algo normal en él. Así que está bien. 
   -Constance Blink. Voy a ser sincera, esta niña me recuerda, por alguna razón a mí, cuando era más pequeña. Excepto por el hecho de que yo era una niña super estudiosa, como Sol, igual y podríamos ser la misma. 
   Es una pequeña tozuda que siempre quiere tener la razón y hace lo que sea necesario para que esto sea así. De modo que, algunas veces, con el fin de alcanzar sus objetivos, mete completamente la pata y termina arruinando todo con las personas a su alrededor. 
   La chica es más pequeña y menos centrada, por lo que tiene menos participación consciente que su hermano, excepto ya por el final, que gracias a las habilidades de domadora de animales que tiene innatas, pues los hace salir de una bastante peliaguda. 
   Por razones lógicas, me tendría que caer muy bien. Pero la verdad es que no, se me hace totalmente indiferente, al igual que su hermano. E incluso, si yo encontrara un niño como ella en lo que es mi día a día, lo más probable es que quisiera golpearlo, o como digo que haré con mis primos: lo tiraría por las escaleras. 
   -Otros. Pues bien que no hay muchos, están el Señor y la Señora Blink, señores que guardan sus muy buenos secretos y bueno, no es de extrañarse que se quieran deshacer de sus hijos, el problemas es por qué. También a Fay Holaderry, la anciana/bruja, que es la encargada de llevarse a los niños a como dé lugar ahora que sus padres han dicho que quieren deshacerse de ellos. Y otros cuantos que aparecen ocasionalmente por ahí, que siempre tienen su grado de importancia, aunque sea mínimo. 
   •Estilo de escritura.
   La historia es contada en tercera persona, tiempo pasado, siguiendo la línea de Connie y Sol, principalmente. Aunque en dos ocasiones seguimos a Holaderry, una de ellas al principio, que es exactamente en dónde nos damos cuenta que es una bruja y que tiene una rica dieta a base de niños gorditos. Y en otras dos la de los señores Blink, en donde nos acabamos de dar cuenta de que la teoría inicial, de que ellos quieren deshacerse de los niños, es más que cierta. 
   La escritura es bastante ágil y amena, lo que realmente es ayudado bastante porque el libro sea realmente corto y las ilustraciones, cortesía de Yoko Tanaka, que lo van acompañando, que si bien no son de mis favoritas (lo siento, es el estilo), realmente ayudan a imaginar mejor la historia; pero realmente no contiene algo que la haga destacarse de otras personas. Utiliza también un lenguaje bastante sencillo y lo más difícil de comprender, son algunas palabras que vienen en alemán, aunque normalmente la traducción venía justo después. Las descripciones, tanto de personajes, como de lugares no existieron, lo que nos permitía una visión un poco más grande de cómo era todo, fueron precisamente las ilustraciones, porque el texto es realmente poco descriptivo. 
   •Puntos.
   →Limbo. 
   •Personajes: Lo que son nuestros personajes principales, Sol y Connie, están bien hechos, aunque me disgusten un poco. Creo que su actitud puede ser completamente aceptable, teniendo en cuenta que son niños, aún ven las cosas bastante sencillas, incluso si Sol en tiempos normales es un genio, no está demás que crea en cosas como los cuentos de hadas y se deje inducir en este mundo de repente. 
   Están otros personajes, como Holaderry, que realmente no son una perdida total de tiempo. La bruja es mala, sí. Tal vez demasiado ingenua para todo el tiempo que se supone que lleva de vida y lidiando con niños. Me parece un poco sorprendente que los únicos que hayan supuesto un reto para ella, fueran Hansel y Gretel y ahora los hermanos Blink, porque si bien no es como si todos los niños fueran a ser capaces de escapar, por lo menos algunos lo intentarían y podrían lograrlo, no debería ir directamente a ser una perdida de tiempo. 
   Y luego están los demás. Hay otra bruja, que sería en este caso la buena. Y no entiendo realmente que ha hecho en toda la historia, le dan demasiado protagonismo, para que al final lo único que sale de ella es que, anteriormente les había dicho que no se rindieran por nada del mundo. Pues bien, gracias. Que ayuda más asombrosa. También están los Señores Blink, que ni siquiera dan pie a parecer adultos, incluso Sol era mucho más maduro que ellos. No hablemos de los que son parte del relleno, a quienes meten ahí para hacer un magnifico desenlace forzado. 
   →Negativos.
   •Acción: Realmente no esperaba mucho en este punto, mucho menos siendo esto un libro infantil, pero en general mi decepción fue mucha más de la que me esperaba. 
   Sencillamente es tonto, solo con el fin de darle un poco más de protagonismo y acción a Connie, quien no hizo anteriormente mucho más que meterlos en problemas. De modo que a fuerzas hacen que los saque de uno con una situación realmente irrisoria. Que no tiene nada de sentido. 
   Sería complicado que hubieran luchas, porque casi siempre se están metiendo es con ancianitas, pero lo que son las soluciones a estos problemas, dejan muchísimo que desear. 
   •OMG, los perros entienden el alemán: Realmente éste no es el primer lugar en donde escucho que mágicamente responden al alemán como si lo entendieran. Y a continuación están las razones por las que esto me parece tan ridículo.
   1) Si los perros entendieran el alemán, lo hablarían. Esto es realmente sencillo. Si yo sé hablar un idioma, lo utilizaría y muy constantemente. Sería un poco todo el que yo supiera, por ejemplo, griego y nunca hablara griego, pero si que hiciera todo lo que me dijeran otras personas que si que hablan el idioma. Si lo comprendo, por lógica se hablarlo, así sea de una manera torpe.
   2) Los alemanes tendrían domesticados a los perros. Y yo realmente lo dudo mucho, eh. Que si ellos van a hacer todo lo que se les diga, mientras esté dicho en este idioma, los alemanes no tendrían ningún problema domesticando a sus mascotas a su gusto. Tal vez incluso si les dijeran que bailen cumbia se pondrían a hacerlo.Y no he visto perros bailando cumbia en YouTube.
   E incluso mis perros harían caso, porque si que intenté hablarles en alemán.
   •Aceptación del factor paranormal: Suelo quejarme mucho de esto, lo sé. En esta ocasión no exactamente por los protagonistas. Por favor, los protagonistas son niños. Obvio que no es descabellado que crean en cuentos de hadas y brujas.
   Sino por los otros padres en estas historias. O sea, como que de repente se quieren deshacer de sus hijos, así que llaman a una bruja. ¿En serio me están diciendo que creen en una bruja? Solo una sí, porque no se nos habla de otra que coma niños, aunque si de algunas otras malvadas, en fin, que no es normal que vayan llamando a una persona que se supone que los va a devorar, ¿o tanta es la cosa que no importa qué rayos pase con ellos? Porque una persona normal no va por la vida pensando que existen brujas. No es normal. No es como que cada viernes invites a un aquelarre a cenar a tu casa, para que vayan viendo cuál de tus hijos les parece el más sonrosado para que se lo lleven.
   •Final
   Fue realmente decepcionante, yo me esperaba un poco más a pesar de la sencillez de la historia. Pero fue realmente muy forzado y me sentí muy molesta con eso. Supongo que es un libro que está muy bien para niños pequeños, me pusé a pensar que habría sido de mi hace diez años con esta historia y llegué a la conclusión de que cuando menos, me hubiera gustado, así que realmente niños pequeñitos podrían disfrutarlo.

   En conclusión, el Manual de la bruja para cocinar (con) niños, es un libro bastante entretenido, pero que realmente no va a darte mucho a menos que seas precisamente un niño pequeño y puedas disfrutar incluso de momentos sin sentido. Por eso, lo recomiendo especialmente para niños menores de diez años, pero creo que cualquier fanático de los cuentos de hadas podría verle un lado un poco más positivo que yo.

   VALORACIÓN. 
Puedes encontrarme en: 

¿Y ustedes, qué piensan? ¿Han leído el libro? ¿Les gustaría hacerlo? ¿Conocían al autor?
La Biblioteca prohibida ||copyright © Hecho por Angelique world design. Todos los derechos reservados